Este artículo fue publicado en:

Melinda Doty es miembro de la Facultad de Sistemas de Tecnología en la Universidad East Carolina en Greenville, Carolina del Norte.

Enero de 2020, nuevo año y nuevos comienzos, o eso pensamos.
Adelantándonos a marzo de 2020, el mundo cambió por completo. El brote de COVID-19 y la pandemia mundial obligaron a los instructores, como yo, a reinventar nuestros cursos para el aprendizaje remoto o en línea.
Muchos instructores se sintieron perdidos; nunca habían impartido clases virtuales  y mucho menos sabían cómo convertir su curso tradicional presencial en uno completamente remoto o en línea.

Ingresa a: Zoom, WebEx, GoToMeeting y Microsoft Teams son palabras comunes en el hogar ahora, lo que probablemente no era el caso antes de marzo de este año. Los instructores se han encontrado enseñando a sus alumnos de forma sincrónica y asincrónica, ya que no pueden reunirse en persona.
Para ayudarte a ti y a tus alumnos en el aprendizaje remoto, he diseñado una lista de consejos y trucos para hacer de tu clase remota o en línea un entorno de aprendizaje de calidad.

Tips para clases virtuales

Prueba tu equipo y programas ANTES de la clase

No hay nada más vergonzoso que comenzar una reunión y que los estudiantes no puedan verte ni escucharte. Prueba tu micrófono y cámara web antes de la clase en vivo para asegurarte de que todo funciona correctamente.
Utiliza auriculares o audífonos de buena calidad con micrófono y cámara web para que los estudiantes puedan verte y escucharte con claridad.

Ajusta tu espacio

Los estudiantes pueden estar nerviosos por el aprendizaje remoto o en línea, por lo que es imprescindible asegurarse de que puedan verte y escucharte con claridad.
Si estás enseñando desde casa, como la mayoría de nosotros, asegúrate de que el entorno en el que te encuentras esté ordenado, bien iluminado y sin distracciones. Quieres que esta nueva “oficina” se parezca lo más posible a tu salón de clases habitual.

Te puede interesar

Prontuario Fiscal 2020Prontuario Fiscal 2020

En 2020 entrarán en vigor nuevas y numerosas disposiciones fiscales en materias tan importantes como las siguientes: Ley del Impuesto...

Silencia a todos los participantes

El ruido de fondo, ya sea el ladrido de un perro, el llanto de un niño o algún otro sonido externo, puede ser frustrante y distraerte cuando estás dando una lección.
Silencia a todos los participantes mientras das una videoconferencia para crear un entorno sin distracciones para todos sus alumnos. Muchos de los programas de videoconferencia ahora tienen una función de «levantar la mano» que permite a los estudiantes ser reconocidos y no silenciados para las preguntas.
También puedes utilizar la función de chat incorporada, que es lo que he implementado en mis clases remotas este otoño. Los estudiantes escriben su pregunta en el cuadro de chat y cuando tengo una pausa en la lección, me refiero al chat y respondo su pregunta.

Graba la clase

Algunos estudiantes pueden no tener la tecnología requerida o una conexión a Internet confiable para participar en la clase en vivo; puedes solucionar estos desafíos y grabar todas tus conferencias en vivo para que puedan revisarlas más tarde.
Grabar la lección les permite a estos estudiantes permanecer al mismo nivel que sus compañeros de clase, a pesar de su falta de tecnología. Esto también beneficia a los estudiantes que no pudieron asistir a la clase en vivo debido a conflictos de horario.

Involucra a tus estudiantes

Involucrar a tus estudiantes en un entorno de aprendizaje remoto y sincrónico es clave para una clase remota exitosa.
Habla con la clase como lo harías si estuvieras en persona o en un salón de clases normal en el campus. Ayuda a tus estudiantes a relajarse interactuando con ellos directa e individualmente. Llámalos por su nombre, si es posible, cuando soliciten información o respondan una pregunta.
Fomenta la interacción entre los estudiantes y tú mismo haciendo preguntas y permitiendo que los estudiantes respondan. Esto se puede hacer a través del cuadro de chat o activando el micrófono. Crea una atmósfera que fomente la interacción y la comunicación dinámica entre los estudiantes, ya sea durante tu clase en vivo o en reuniones de videoconferencia espontáneas.
Esta interacción de los estudiantes también se puede lograr mediante el uso de hilos de discusión para iniciar la conversación. La comunicación activa es clave para un curso remoto atractivo y emocionante.

Utiliza todas las funciones del programa

Muchos programas de videoconferencia incluyen funciones que se pueden utilizar fácilmente para mejorar tu clase remota. Compartir pantallas, funciones de chat, fondos, opciones de sondeo o encuestas, gestión de archivos y capacidad para tomar notas son solo algunas de las funciones disponibles en la mayoría de las plataformas de videoconferencia.

  • Microsoft Teams

Por ejemplo, Microsoft Teams, disponible a través de Microsoft 365, permite agregar archivos para que los estudiantes puedan modificarlos fácilmente. También incluye un “cuaderno” de clase que proporciona a cada alumno un cuaderno digital vinculado a su equipo de clase para acceder y recuperar fácilmente las notas del curso y otros materiales.

También puedes crear tareas y asignar calificaciones dentro de Microsoft Teams. Esto puede resultar útil para los instructores sin acceso a un LMS (sistema de gestión del aprendizaje).

Te puede interesar

Cálculo de Una Variable: Trascendentes TempranasCálculo de Una Variable: Trascendentes Tempranas

El estudio del cálculo ayuda a los estudiantes a comprender la disciplina de manera práctica. El modo más importante de...

  • WebEx

Cisco WebEx es un software global multiplataforma que permite a estudiantes de todo el mundo asistir a una clase sincrónica. WebEx incluye una pizarra, que puede imitar la pizarra de su salón de clases presencial tradicional.

  • Zoom

Zoom, posiblemente el más conocido de todos los programas de videoconferencia, tiene múltiples funciones disponibles para sus usuarios según la cuenta comprada. Algunas cuentas de Zoom incluso pueden transcribir sus reuniones.Zoom también permite que los estudiantes se dividan en salas privadas durante un período corto mientras están en una reunión de clase en vivo, así como una sala de espera para prohibir la entrada tardía a la clase o los participantes no deseados. La capacidad de dividirse en sesiones/cuartos pequeños y privados mientras aún está en una clase remota y en vivo podría ser beneficiosa para grupos pequeños de estudiantes que trabajan en un proyecto.

La mayoría de estos programas, si no todos, permiten el acceso web, móvil o de llamada, lo que permite a sus estudiantes unirse a la clase de la mejor manera posible dependiendo de su conexión de red. Casi todos los programas de videoconferencia permiten compartir la pantalla. Esto es extremadamente útil cuando se muestra material durante una conferencia o se ayuda a un estudiante personalmente. La capacidad del alumno de compartir su pantalla con usted ayuda a reducir la confusión o la respuesta a preguntas específicas.
Las funciones mencionadas anteriormente son solo una pequeña selección de lo que está disponible en algunos programas de videoconferencia. Revisa tu programa favorito en busca de elementos que no hayas usado antes. Al utilizar algunas o todas las funciones de tu programa de videoconferencia elegido, puedes enriquecer el aprendizaje de tus estudiantes en el entorno remoto.

Cambia la estructura de tus clases virtuales

Una lección difícil que todos hemos tenido que aprender es la necesidad de ajustar la organización de nuestros cursos debido al nuevo método de entrega.
Algunos estudiantes tienen conexiones lentas a Internet o tienen dispositivos más antiguos, lo que a menudo hace que experimenten retrasos o lentitud cuando asisten a una clase en vivo y remota. Se sensible a esto reduciendo la velocidad, haciendo preguntas y dando tiempo a los estudiantes para ponerse al día e interactuar contigo.

Esto fue, y sigue siendo, difícil de recordar para mí, ya que tiendo a hablar rápido tanto en clases presenciales como en clases remotas en vivo. Siempre necesito recordarme a mí misma que debo reducir la velocidad para asegurarme de que nadie se quede atrás.
Otro consejo: dependiendo de la duración de tu clase en vivo, es posible que desees considerar agregar un breve descanso. Este también podría ser un punto de la conferencia en el que juegue un juego rápido para fomentar la interacción o simplemente permita que sus estudiantes se estiren, vayan al baño o tengan tiempo para respirar y reenfocar su mente en la clase.

Sé Flexible

Posiblemente, el consejo más valioso para una clase en línea o remota exitosa es ser flexible. Como he dicho, no todos los estudiantes tienen el mismo equipo o disponibilidad de red que sus compañeros de clase. Las conferencias siempre deben grabarse y publicarse para su visualización de forma asincrónica.
Como instructor, debemos trabajar con los estudiantes para completar las tareas faltantes y superar cualquier confusión relacionada con la conferencia o la tecnología utilizada para entregar los materiales del curso.
Este giro hacia el aprendizaje remoto probablemente ha sido tan duro para ellos como para nosotros como profesores. Dales un poco de gracia tal como esperamos que nos brinden a nosotros.

Te puede interesar

Principios de economíaPrincipios de economía

¿Por qué debería usted estudiar economía? La razón es sencilla: le ayudará a comprender el mundo en que vive. Existen...

¿Buscas información sobre cómo elegir las mejores herramientas para tus clases? Ve nuestro Webinar “Diseño de Videoconferencias atractivas en tiempos de crisis” para conocer más herramientas que pueden ayudarte a la planeación y diseño de tu curso. También puedes encontrar más tips para mejorar la comunicación con tus estudiantes durante tus horas de oficina virtuales.

Este post fue traducido al español del artículo original escrito por Melinda Doty

Aprendizaje